martes, 2 de octubre de 2012

Un nacimiento en el Fort de Bèrnia; por França Galiana Botella y Joaquín Ronda Pérez


Un nacimiento en el Fort de Bèrnia

França Galiana Botella


El Fort de Bèrnia fue una de las obras ejecutadas dentro del plan de defensa integral del Reino de Valencia, diseñado por el ingeniero militar Juan Bautista Antonelli por mandato del monarca a la sazón, Felipe II[1].
Vista actual del Fòrt de Bérnia

Según el historiador Salvà Ballester, la fortaleza de Bèrnia se construyó en 1562, y se empezó a desmantelar, ya reinando Felipe III, en diciembre de 1612; el 12 de abril de 1613 fue despedida la gente que la habitaba.

El cronista callosino, a partir de la documentación y de la observación de las propias ruinas del fuerte, dejó escrita una descripción minuciosa del fuerte. El recinto, fortaleza y foso, ocupaba una superficie de unos ocho mil metros cuadrados. Entre sus dependencias estaban la cisterna; una iglesia o capilla, con todos los arreos necesarios para decir la misa; las casas de autoridades y soldados, con cocina, chimenea y un aposento, la enfermería, un horno de pan cocer, la carnicería, la bodega y el almacén para la harina.  En definitiva, todo lo necesario para sólo tener que ausentarse del complejo militar en casos extremos.

Planta del Fort dibujada en 1923 por Salvà Ballester.

El personal estaba jerarquizado: las altas instancias estaban conformadas por el veedor o administrador, el alcaide, un alférez, el capellán y un artillero; por debajo de ellas se hallaba la soldada. Unos y otros podían vivir con sus cónyugues, ocupando los soldados casados una hilera de casas llamada “acera de los casados”.

Uno de los alcaides de la fortaleza de Bèrnia fue Gaspar Don Blasco. En 1625, un hijo de éste, de nombre Vicente, solicitó su ingreso en la orden militar de Santiago, para lo que tuvo que pasar su oportuna prueba de caballero, que incluía un informe de pureza de sangre[2].

Por desgracia el expediente está incompleto pero gracias a este documento, hemos averigüado que Vicente Don Blasco nació en el Castillo de Bèrnia, siendo su padre Gaspar Don Blasco, “castellano de aquel castillo”, natural de Castiliscar (Reino de Aragón), y y su madre Doña Francisca Zaydía Blanes, natural de la ciudad de Valencia. Los abuelos paternos fueron Juan Don Blasco, natural de Castiliscar (Reino de Aragón) y María Díez, natural de Carcastillo (Reino de Navarra). Los abuelos maternos Miguel Juan Zaydía y María Magdalena de Blanes eran ambos naturales de la ciudad de Valencia.

Dos informantes fueron enviados al Fort de Bèrnia con el objeto de verificar el dato de nacimiento de Vicente Don Blasco. A continuación transcribimos su testimonio: “Hemos reconozido el castillo de Bernia q esta todo derribado sin habitacion ni gente y ansi no sea podido hallar el libro del Bautismo del dicho Vizente D. Blasco[3] = Pero de los testigos que ban examinados de los lugares mas cercanos al dicho Castillo consta que el dicho pretendiente nacio en el y que es hijo legitimo de los dichos Gaspar D. Blasco y doña francisca Çaydia y Blanes que lo firmamos en Valencia a 18 de Julio de 1628”. Diego Mercader [rubrica]. Andres Soto [rubrica].








[1] El testimonio pionero sobre la historia del Fort de Bèrnia es Papers del Fòrt de Bérnia, conjunto documental coleccionado por Adolf Salvà i Ballester en 1931. Esta obra fue publicada en el año 2003 por el Instituto de Cultura Juan Gil-Albert. En ella nos basamos para esta breve introducción.
[2] AHN, OM-CABALLEROS_SANTIAGO,EXP.2502
[3] Según Salvà Ballester, la capilla del Fort fue desmantelada en 1613, entregándose por orden regia el retablo, los cálices y demás ornamentos a la iglesia parroquial del Verger, en concepto de limosna. Desconocemos qué se hizo de los libros parroquiales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario